Contacta con nosotros

Fumar es un riesgo para el dolor lumbar crónico

Fumar es un riesgo para el dolor lumbar crónico

Los trastornos de la columna vertebral se encuentran entre las principales causas de discapacidad. Estos representan uno de los mayores problemas de salud en la sociedad moderna, ya que entre el 60% y el 80% de la población sufrirá dolor de espalda. No poder moverse adecuadamente por dolor, repercute en nuestra calidad de vida, a nuestra capacidad de trabajar y en las relaciones con las personas que nos rodean. La población más vulnerable a sufrir dolor lumbar son las personas que tienen un trabajo con exigencias físicas, personas con estrés emocional, personas con un historial de lesiones, fumadores o sobrepeso.

Hay diferentes estudios que asocian el dolor lumbar con ser fumador. Hoy me gustaría explicaros en más detalle como fumar tabaco es un factor de riesgo de dolor lumbar.

Ya sabemos que el tabaco perjudica a la salud de diferentes maneras y es mejor evitarlo, sin embargo no estamos acostumbrados a sentir que puede ser un detonante en la lumbalgia.

Tener el fumar como hábito se ha visto que puede desencadenar episodios de dolor de espalda y aumenta el riesgo a padecer lumbalgia. Se han expuesto diferentes explicaciones para dar pie a esta asociación.

Fumar tabaco causa daño general a los tejidos de nuestro sistema musculoesquelético debido a la vasoconstricción, hipoxia y otros mecanismos que impiden o dificultan el acceso de los nutrientes Y por lo tanto empeoran el estado de las estructuras del cuerpo.

quiroprácticos 360
Si nos centramos en la columna vertebral, el fumar puede provocar herniaciones de disco intervertebral debido al toser, o los cambios patológicos en el disco mismo. Estos cambios son debido a las alteraciones de los nutrientes que recibe el disco, el pH o su contenido mineral. Esto acelera la degeneración discal llevando a la inestabilidad de la columna vertebral y en consecuencia se producen hernias discales, ciática y ataques de lumbalgia. Está demostrado que la degeneración discal de fumadores es más severa que los no fumadores.

La alteración de la actividad metabólica de los diferentes componentes del disco intervertebral y de los ligamentos de la columna en personas fumadoras: aumentan el proceso de degeneración discal y debilita los ligamentos de la columna vertebral provocando inestabilidad. Esto explicaría el aumento del riesgo de dolor lumbar en fumadores.

El fumar también tiene un efecto a nivel central, a nivel de interpretación del cerebro, en la percepción del dolor. La nicotina es un psicoestimulante que afecta el córtex del cerebro y en la regulación de nuestro sistema nervioso autónomo. Esto significa que puede afectar en la manera que el Cerebro procesa la información del estímulo sensorial y en la percepción del dolor.

En diferentes estudios se demuestra que existe una relación entre fumar cigarrillos y síntomas de dolor crónico. Comparando los fumadores y no fumadores, hay un aumento de dolor musculoesquelético en diferentes partes del cuerpo y sólo en la espalda. Los diferentes síntomas que sufren las personas fumadoras es dolor: los brazos, en las muñecas, en los hombros, en las piernas, las caderas, las rodillas, dolores de cabeza, fibromialgia, ciática, dolor generalizado en las articulaciones, dolor generalizado en todo el cuerpo y cansancio.

En los fumadores hay un riesgo más alto que el dolor llegue a ser incapacitante más que simplemente dolor.

SABÍAS QUE … La asociación entre los fumadores regulares y la incidencia del dolor lumbar es más fuerte en adolescentes que en adultos?

Fumar se ha relacionado al dolor lumbar persistente en adultos jóvenes. Fumar en los 16 años de edad estaba asociado con la lumbalgia crónica sobre todo en chicas. Un Estudio que se hizo en 2009 en Canadá, con 73 mil personas entre 20 y 59 años de edad se buscaba la relación entre ser fumador y dolor lumbar. La prevalencia de dolor lumbar en fumadores habituales era del 23.3% y no fumadores 15.7%. La asociación entre ser fumador habitual y el riesgo de dolor lumbar crónico dependía de la edad. Se verificó que el riesgo de padecer dolor lumbar crónico era más alto en jóvenes.

Artículo publicado con la colaboración de la Cindy Vilahur, Quiropráctica en Palafrugell, en su centro 360 Quiropráctica. Para obtener más información sobre la Quiropráctica la puede contactar a través de su web: http://salut360.com/

Hiroshi Oda, et al. Degeneration of intervertebral discos due to smoking: experimental Assessement in a rat-smoking modelo. Journal of Orthopaedic Science 9, 135-141 (2004)

Leboeuf- Yde, Charlotte, DC, MPH, PHD. Smoking and low back pain: A systematic literature review of 41 journal artículos reporting 47 Epidemiologic studies. Spine: July 15, 1999- vollume 24- Issue 14 – P1463.

Mitchell D. M. Te al. Association of smoking and chronic pain Syndrom in Kentucky Women. The Journal of Pain. Volume 22, Issue 8, August 2011, Pages 892-899.

KT Palmer, et al. Smoking and musculoskeletal disorders: findings from a British national survey. Ann Rheum Dis 2003; 62: 33-36. www.annrheumdis.com.

R.R. Fogelholm et al. Smoking and intervertebral disco degeneration. Medical Hypotheses. Volume 56, Issue 4, April 2001, Pages 537-539.

https: //www.scien